Carolina Contreras es una chica emprendedora que desde hace seis años decidió redescubrir sus raíces. Ella es dominicana residente en Estados Unidos, y decidió retornar al estado natural su cabellera rizada. Esta acción se convirtió en algo más que su identidad: en un empoderamiento que está cambiando las vidas de las dominicanas.

Con esta perspectiva, la propietaria del salón de belleza “Miss Rizos” anunció en un coctel para la prensa y relacionados, la apertura de su nueva y ampliada sucursal en la Zona Colonial de Santo Domingo, específicamente en la calle Arzobispo Meriño 217 (segundo piso), muy cerca de la calle El Conde.