Una investigación llevada a cabo por la Universidad de Lowa, en Estados Unidos, dio a conocer que algunas bacterias del intestino pueden quemar calorías mientras dormimos. 

Esto debido a los efectos de antipsicóticos como la risperidona, las cuales fueron monitoreadas en ratones mientras estos se encontraban en reposo.

Según el autor del estudio, John Kirby, las bacterias mencionadas pueden hacernos bajar de peso si estas pueden modificarse mientras se encuentran en resposo. "Este método puede convertirse en una herramienta eficiente para el tratamiento de la obesidad".

Sin embargo, algunos cambios en las bacterias intestinales también pueden provocar aumento de peso, se informó en la publicación de eBiomedicine.

En la galería de fotos podrán conocer por qué es importante dormir bien para evitar aumentar de peso.