El Centro de Operaciones de Emergencias (COE) mantiene los niveles amarillo y verde de alerta en 24 provincias por posibles inundaciones, desbordamiento de ríos, arroyos y cañadas, así como deslizamientos de tierra a causa de las lluvias, que ya han supuesto el desplazamiento de 1,470 personas.

Las precipitaciones derivadas de la vaguada frontal que continúa sobre el país mantiene 6 comunidades incomunicadas, ha afectado a dos carreteras, cinco puentes y 283 viviendas, de las que 11 han quedado destruidas.

El último boletín de la Oficina Nacional de Meteorología (Onamet) anuncia que continuarán los aguaceros y, debido a la saturación de los suelos, el COE anunció que mantendrá la alerta amarilla en Monte Plata, Barahona, Azua, San José de Ocoa.

Permanecerán en alerta amarilla La Vega, La Romana, Duarte (Bajo Yuna), San Juan de la Maguana, El Seibo, Elías Piña, Hato Mayor, Bahoruco, Puerto Plata, Montecristi, Santiago, Peravia, Monseñor Nouel, El Gran Santo Domingo, Espaillat (Gaspar Hernández), La Altagracia, San Pedro de Macorís, San Cristóbal (Villa Altagracia) y Sánchez Ramírez.

El COE apuntó que disminuyó el nivel de alerta roja a amarilla para las provincias de Azua y San José de Ocoa, dado que las personas desplazadas de esas áreas ya comenzaron a regresar a sus viviendas.

De igual forma, se disminuyó el nivel de alerta amarilla a verde para las provincias de La Romana, San Juan de la Maguana, Elías Piña, Bahoruco, Montecristi, El Gran Santo Domingo, La Altagracia, San Cristóbal (Villa Altagracia) y Sánchez Ramírez.

En cuanto los últimos daños registrados, el COE informó de que en la carretera Sabana Yegua-Lo Negro se produjo el colapso del aproche en el Badén de la Grancalle, y en la carretera Neyba-Villa Jaragua se produjo la inundación del lateral de la vía, mientras, en la carretera Azua-Barahona se derrumbó el hormigón proyectado en taludes.

Además, debido a la acumulación de aguas pluviales por falta de mantenimiento en el sistema de drenaje pluvial en el ensanche Evaristo Morales del Distrito Nacional.

Por otra parte, los vientos del sur-sureste generaron un mar de fondo en La Romana que incrementó el oleaje del mar provocando daños a cuatro embarcaciones en el muelle Turístico de Buena Vista, y también por fuertes vientos, en la comunidad de Villa Cerro dos postes del tendido eléctrico colapsaron.

Asimismo, se mantiene incomunicada la comunidad Mata los Indios, producto de la crecida del Río Ozama, y la Defensa Civil continúa monitoreándolo por probable ejecución de evacuaciones preventivas, habiendo sido ya necesario desalojar 55 viviendas por encontrarse anegadas.

También continúan incomunicadas las comunidades de Sonador, Palmar, La Sabana, Cevico Arriba y La Llanada debido del colapso total del puente sobre el Río Cevico.

La vaguada frontal que continúa sobre el país se combina combinándose con otra vaguada en altura localizada sobre Haití que, junto con los efectos locales propios de la isla producirá un incremento de la nubosidad durante el día, registrándose aguaceros que localmente podrían ser de moderados a fuertes, tormentas eléctricas y ráfagas de viento en gran parte de la geografía nacional.