¿Crees que el convoy de la ONU fue atacado a propósito?

Sí. No creo que esto haya sido una falla de inteligencia. Creo que quien estuvo detrás de este ataque tenía destinado destruir lo que quedaba de la tregua parcial que se implementó la semana pasada.

¿Cómo afectará la decisión de la ONU a la situación en Siria?

No afectará a las partes en conflicto, ya que suelen ser bien financiados y suministrados. Pero va a afectar a las principales víctimas de este deplorable conflicto, que son, por supuesto, los civiles en Siria, es decir, la mayoría de los sirios que se han negado a participar de esta guerra sin sentido y que no están del lado de ninguna de las facciones en este conflicto.

¿Por qué está siendo violado constantemente el acuerdo de tregua por ambos lados?

Hay literalmente cientos de milicias en Siria. El paisaje de los grupos armados no es uno que puede descifrarse fácilmente. Por otra parte, muchas personas juran lealtad a un líder en particular o una familia, lo que significa que reciben órdenes directamente de ellos, no desde una fuente central más arriba en la cadena de mando. Por esa razón, las facciones armadas no son controladas o controlables, lo que es una receta para el desastre en cualquier tregua, aunque sea parcial, como la que se implementó en Siria.

¿Están desapareciendo las esperanzas de una paz duradera?

Las esperanzas de tregua eran mínimas, para empezar, pero se derrumbó casi instantáneamente después de que los EE.UU. bombardeara una guarnición de tropas del gobierno sirio y matara a más de 60 de ellos el pasado sábado. Ese fue el primer caso registrado de compromiso militar estadounidense con fuerzas del gobierno sirio desde que Washington entrara en el conflicto en 2014, y fue lo que puso fin a la tregua. Incidentes posteriores, incluido el ataque contra el convoy de la ONU, parecen haber acabado con cualquier esperanza de una tregua duradera.

¿Cómo se desarrollará la situación?

Todas las partes en la guerra están muy conscientes de que la victoria total no es factible en este momento. Lo mejor que cada lado puede esperar es ser capaz de conservar su territorio y fuerzas. Sin embargo, después de tanto esfuerzo, destrucción y sacrificio humano, ninguna de las partes quiere admitir que no puede ganar. Por tanto, estamos en un punto muerto, que es lo que ha permitido que el Estado Islámico florezca en la región. La clave de este callejón sin salida es la relación entre Estados Unidos y Rusia. Si deciden que es realmente el momento de poner fin a este conflicto, pasará con relativa rapidez.