La Junta de Vecinos del Residencial Alta Vista, en Los Alcarrizos, realizó este domingo una jornada de reforestación, como parte de su programa orientado a preservar sus  áreas verdes.

La presidenta de la junta de vecinos, doctora Sonya Roa, explicó que los residentes del sector programaron la jornada para celebrar el Día Mundial del Medio Ambiente, acogiendo así la disposición del gobierno del presidente Danilo Medina de que se celebre el primer domingo de junio como el “Día Amigable de la Familia con el Medio Ambiente”.


Roa recordó que el sector está a la espera de que el Ministerio de Medio Ambiente, que encabeza Bautista Rojas Gómez, desarrolle una amplia jornada de reforestación en las áreas verdes del sector que fueron impactadas por desaprensivos, pero que ya están en vía de recuperación.

“Nosotros estamos dispuestos a seguir con este proceso, pero necesitamos del apoyo del Ministerio de Medio Ambiente, así como del alcalde de Los Alcarrizos, Junior Santos, quien siempre se muestra muy receptivo con los aspectos ambientales del sector”.

Explicó que ya técnicos de Medio Ambiente evaluaron el tipo de árboles que van a plantar en las áreas verdes, sobre todo en unas cañadas que sirven para la preservación de las aguas y que albergan especies de palmas y otros árboles que están en la ruta alimentaria de bandadas de cotorras y pericos que recorren la zona cada tarde.

Roa confió en que la gestión de Rojas Gómez acompañará a los residentes del sector en este proceso de recuperación de sus áreas verdes, incluyendo áreas que están bajo el cuidado de algunos vecinos, pero que son comunes a todo el sector.

En la jornada de este domingo, en la que participaron los vecinos, fueron plantadas especies de las que abundan en la zona, sobre todo palma real, que fueron facilitadas por un vivero de la alcaldía del Distrito Nacional.

Sonya Roa agradeció a la Alcaldía del Distrito Nacional por las plantas. Sin embargo, insistió en que Medio Ambiente debe desarrollar el plan de reforestación que prometió para apoyar la recuperación definitiva de las áreas verdes, las cuales, son un pulmón para el sector Los Alcarrizos y todo el Gran Santo Domingo.