El ultraderechista Anders Behring Breivik, autor convicto de la matanza de 2011 en Noruega, repitió hoy el saludo nazi en el inicio del juicio de apelación por la condena de trato inhumano en prisión.