Empresarios del transporte y cientos de choferes marcharon hoy hasta la sede del Ministerio de Industria y Comercio (MIC) para rechazar la eliminación del subsidio a los combustibles, dispuesto por el Gobierno.

La marcha, custodiada por decenas de agentes policiales, salió desde la intersección de las avenidas Máximo Gómez y 27 de Febrero, en dirección oeste, ocasionando taponamientos y protestas de conductores que se desplazaban por la zona, hasta llegar a la sede del MIC, ubicada próximo a la avenida Tiradentes.

La manifestación estuvo encabezada por Antonio Marte, presidente de la Confederación Nacional del Transporte (Conatra), Alfredo Pulinario (Cambita), de la Central Nacional Movimiento Choferil del Transporte (Mochotran), así como por representantes de la Unión Nacional de Autobuses de la empresa Caribe Tours.

También participaron representantes de la Federación Nacional de Transporte La Nueva Opción (Fenatrado), presidida por Juan Hubieres, quien no estuvo en la actividad y quien se ha mostrado partidario de la eliminación del subsidio a todos los sectores.

Una delegación de los transportistas fue recibida por el viceministro del MIC, Juan Tomas Monegro, quien dijo que lo importante es mantener el diálogo para tratar el tema.

El ministro de Industria Comercio, Temístocles Montás, anunció anoche la suspensión del subsidio en el pago a los impuestos de combustibles fósiles y derivados del petróleo que realizan los afiliados de los gremios de transporte urbano, interurbano y turístico de pasajeros y carga.

Montás dio a conocer, en rueda de prensa, la disposición contenida en la Resolución 233 del Ministerio de Industria y Comercio (MIC), que es extensiva a las sucesivas modificaciones, prórrogas y extensiones realizadas con posterioridad al 24 de marzo del 2011, fecha en que el Gobierno dominicano emitió el Decreto No. 183-11.

De acuerdo con la resolución, las causas externas y el contexto internacional de los precios del petróleo que dieron origen a la necesidad de establecer este mecanismo de compensación de los impuestos han desaparecidos dada la tendencia a la baja que han registrados los pecios del petróleo en el mercado internacional, llegando a estabilizarse a niveles inferiores al 50 % del valor que alcanzaron en la época de la entrada en vigor del decreto.

"El Gobierno sabe que más de la mitad de ese subsidio no se utiliza para los fines que originalmente se concibió, sino que se utiliza para otros fines que han distorsionado y desnaturalizado el mercado de los combustibles en la República Dominicana", afirmó.