El Centro de Operaciones de Emergencias (COE) declaró en alerta roja las provincias Puerto Plata y María Trinidad Sánchez por posibles inundaciones repentinas urbanas y rurales, crecidas de ríos arroyos  y cañadas, así como deslizamientos de tierra. Esto, a consecuencia de los fuertes aguaceros acaecidos sobre el territorio nacional y en especial sobre esa parte del país.

De igual modo, mantiene en alerta amarilla a Espaillat, La Altagracia, Montecristi y Dajabón.

En alerta verde siguen: el Gran Santo Domingo, Monte Plata, Sánchez Ramírez, San Pedro de Macorís, Duarte, Monseñor Nouel, Santiago, La Vega, El Seibo, Hato Mayor, La Romana, San Cristóbal, Independencia y Pedernales.

Previamente, el COE había informado que más de 10,000 personas se encuentran desplazadas a casas de familiares y a albergues oficiales. Siete puentes han sido afectados por las lluvias, seis viviendas destruidas, otras 1,818 afectadas y cuatro comunidades están incomunicadas.