El Centro de Operaciones de Emergencias (COE) mantiene diez provincias en alerta a causa de las precipitaciones, que aún mantienen a 6,735 personas desplazadas de sus hogares, según informó este jueves la institución en su último boletín de situación.

De los desplazados, 337 se encuentran distribuidos en ocho albergues, mientras que el resto está en casa de familiares o amigos, como consecuencia de los daños sufridos 1,347 viviendas. Además, cinco comunidades permanecen incomunicadas.

El panorama meteorológico estará caracterizado por la incidencia de una vaguada en superficie, la cual fue ubicada sobre la porción oriental del territorio nacional, moviéndose hacia el oeste.

Su acción incrementará el contenido de humedad en la masa de aire que cubre nuestro territorio, por lo tanto, tendremos lluvias de débiles a moderadas y tronadas aisladas desde tempranas horas de la mañana, principalmente en las regiones noreste y sureste donde las precipitaciones serán más frecuentes.

Ante posibles inundaciones repentinas urbanas y rurales, crecidas de ríos arroyos y cañadas, así como deslizamientos de tierra, el COE mantiene el nivel amarillo de alerta en las provincias de María Trinidad Sánchez, Monte Cristi, Duarte (en especial el Bajo Yuna), Puerto Plata, Valverde y Santiago.

En nivel verde de alerta se encuentran las provincias de Sánchez Ramírez, Samaná, La Vega y Espaillat.