La administración de comedores económicos del Estado distribuyó 21,000 combos de alimentos crudos en decenas de sectores y comunidades de siete provincias, así como 300 combos del programa de Atención Integral a la Primera Infancia, con una inversión total de 11,844,360 pesos, informó hoy.

Los alimentos suministrados a los beneficiados del programa de Atención Integral a la Primera Infancia, correspondientes a la segunda entrega en las provincias Santo Domingo y Santiago, se hizo a través de los hospitales Arturo Grullón, el Cabral y Báez, el Centro Juan XIII y la Maternidad San Lorenzo de Los Mina.

En cada centro fueron entregados 75 combos.

Por instrucciones del administrador general de Comedores Económicos, Ramón (Monchy) Rodríguez, con ese vasto operativo alimenticio fueron impactadas las provincias del Gran Santo Domingo, San Cristóbal, Azua, La Vega, Puerto Plata, El Seibo y La Altagracia.

El funcionario explicó que para el organismo, los 21,000 combos de alimentos distribuidos en las provincias representó una inversión de 10,648,260 pesos, para un valor unitario de 507.06 pesos; mientras, los 300 kits del programa de Atención a la Primera Infancia representan una inversión de 1,196,100 pesos, con un valor unitario por raciones, de 3,987 pesos.

En cada una de las provincias fueron distribuidas 3,000 combos conteniendo arroz, habichuelas, pastas alimenticias, harina de maíz, aceite, ajo en pasta y salsa de tomate, entre otros.

Cada combo tiene un monto unitario de 507 pesos con 06 centavos.

Durante la jornada alimenticia, desarrollada en los meses de octubre y noviembre, Comedores Económicos benefició decenas de familias de 49 sectores y comunidades de las citadas provincias intervenidas.

Los beneficiarios reciben cada mes un kit conteniendo suplementos nutritivos, carne de pollo, salami, arroz, habichuela, espaguetis, leche en polvo, avena y harina de maíz, aceite, sardina en lata, huevos, papa, pan, chocolate, entre otros.

Inicialmente este programa, enfocado a beneficiar a embarazadas, lactantes y menores de 0 a 5 años, comenzó a aplicarse a través de los hospitales Arturo Grullón, Cabral y Báez y la Maternidad de Los Mina.