Este fin de semana será crucial para el pueblo griego, ya que podría concretarse en Bruselas el acuerdo que rescataría a Grecia de la deuda que tiene con el Eurogrupo y mantendría al país en la Eurozona

"Si suben el IVA, tendremos que dejar de comer", explicó Vasilis Fotiu, un griego de 68 años entrevistado por el periódico español "El País". "Me da igual el euro, el dracma o el gobierno que sea porque la factura la vamos a pagar nosotros. Hasta ahí llega toda mi sabiduría, pero aunque haya estudiado menos que los negociadores, sé que al final tendré la razón", añadió.

Migración: un punto doloroso para Grecia

El aumento de migrantes provenientes de países de África que Europa padece también ha golpeado a Grecia. Durante este año, el país heleno ha recibido a cerca de 61 mil migrantes de los 153 mil que han llegado a toda Europa. De acuerdo a datos de la Organización Internacional de la Migración, es prácticamente el doble de los 34 mi 442 que Grecia recibió en todo el 2014.

El futuro para Grecia

La moneda aún está en el aire. Durante las negociaciones de este día, el primer ministro griego Alexis Tsipras acusó de "chantaje" a los acreedores de su país, después de que le ofrecieran liberar cerca de 12 mil millones de dólares.

El día decisivo será este sábado, donde se decidirá si Grecia y la Eurozona o si se establecerá un castigo el próximo 30 de junio, día en que acaba el el plazo de pago.

En la galería de fotos encontrarán imágenes de la vida en Grecia y datos sobre esta crisis. Para leer la información desde un smartphone o tablet, seleccionen “ampliar galería” y después “mostrar texto”.