El Tribunal Colegiado de Samaná condenó a 15 años de prisión a un hombre al que halló culpable de haberle quitado la vida a un menor de edad que buscaba leña en una finca de su propiedad.

Pablo Castillo Andisin fue declarado culpable de provocar la muerte a un adolescente de 15 años con un arma blanca.

De acuerdo con el expediente instrumentado por el Ministerio Público, el hecho ocurrió el 4 de noviembre de 2014 cuando el imputado al escuchar que alguien había penetrado a su propiedad, se presentó al lugar armado con un machete y al encontrar al menor le propinó varias heridas.