El Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional condenó este martes a 20 años de prisión a Néstor Mercedes Doroteo, hallado culpable de matar a Ramón Andrés Lluberes de los Santos, en el interior de una iglesia que se hallaba en construcción en el ensanche Piantini.

El hecho ocurrió el 2 de julio del año pasado en la avenida Abraham Lincoln del sector de Piantini, dentro de la iglesia Templo del Calvario.

De acuerdo con el expediente, ambos trabajaban en la construcción de la citada iglesia.

Lluberes de los Santos se desempeñaba como encargado de la obra y había despedido al acusado por un conflicto de trabajo.

La instancia narra que luego del despido, el imputado, con el pretexto de buscar sus pertenencias, aprovechó que la víctima estuviera de espalda para golpearlo.

La víctima falleció un mes después de haber recibido los golpes en la ciudad de Nueva York, hasta donde fue traslado por familiares para recibir atenciones médicas.