El diputado Wellington Arnaud dio a conocer que solicitó a la presidenta de la Cámara Baja, Lucía Medina, que exija al Poder Ejecutivo la remisión inmediata del estado de recaudación e inversión de las rentas que debe de entregar en la primera legislatura del año posterior al que se está haciendo, que es el de 2015.

Explicó que en los archivos de la Cámara de Diputados no reposa ese estado, y es un deber de la presidenta de la Cámara de Diputados requerir, a solicitud de un legislador, cualquier tipo de información que sirva para cumplir con más eficiencia el rol de fiscalización, tal y como lo establece el artículo 93 de la Constitución.

"Esta es la primera prueba de fuego para la presidenta de la Cámara de Diputados, porque tiene que solicitar al presidente de la República, Danilo Medina, que es su hermano, esta información", dijo Arnaud, en nota de prensa enviada por el periodista Julio Martínez Pozo.

El diputado por el Distrito Nacional del Partido Revolucionario Moderno (PRM), sostuvo que cuando él hace una solicitud y toma el turno previo en el hemiciclo es para contribuir a que mejore la práctica legislativa, pues cada año se conoce el informe de la Cámara de Cuentas en el Congreso y en la Cámara de Diputados, y se aprueba.

Pero, precisó que lo que establece la propia Constitución en su artículo 93 es que se conozca y se apruebe, o se rechace, el estado de recaudación e inversión de las rentas, lo que quiere decir que la mala práctica legislativa se basa en que no es lo que ordena la Constitución.

"Amparados en el artículo 93 es que entendemos que debemos de hacer una mejor práctica legislativa, pero el principal problema de esto es la falta de sanciones cuando no se cumple con una disposición Constitucional o con la ley", expresó.

Arnaud entiende que a quien más interesa que se esclarezca y que se conozca ese informe del estado de recaudación e inversión de las rentas es a la bancada del partido oficialista, ya que el propio informe que reposa en la comisión permanente de Cámara de Cuentas establece que hay diferencias.

"Cuando uno ve que en la financiación neta la Dirección General de Crédito Público fue de 50.000 millones de pesos, la Dirección General de Contabilidad Gubernamental (Digecog) dice que es de 24.000 millones, y la Dirección General de Presupuesto (Digepres) afirma que es de 27.000 millones, esto evidencia una diferencia de organismos del Estado que no debería de decir uno una cifra, otro otra cifra ¿a quién le podemos creer?", precisó.

Arnaud sostuvo que otro aspecto que también llama la atención es que el propio informe de la Cámara de Cuentas establece que para los proyectos de inversión, y en la propia Ley de Presupuesto 527-14, que fue la que rigió en el año 2015, se aprobaron 300 millones de dólares para proyectos de inversión, y el informe de la Cámara de Cuentas establece que se ejecutaron 580 millones de dólares, un 81 % más.

"Ahí volvemos al tema de las sanciones, violamos la ley de presupuesto, la ley orgánica 423-06, la ley de crédito público que se rige cada año. El informe de la Cámara de Cuentas lo que evidencia es una mala práctica en el ejercicio presupuestario, y obviamente en todo lo que es el manejo financiero del Poder Ejecutivo", concluyó el legislador opositor.