Las estadísticas del cáncer de mama son alarmantes: una de cada ocho mujeres va a sufrir esta enfermedad al menos una vez en la vida; una de cada tres mujeres que mueren es por causa de este mal y el 70 % de los casos en República Dominicana se detecta en etapa muy avanzada.

El mal silencioso también  está afectando a mujeres menores de 40 años. Un 20 por ciento de los casos diagnosticados se dan en mujeres con edades inferiores a los 40.

Sin embargo, eso no significa que si las mujeres padecen esa enfermedad todo está perdido. No tiene que ser una sentencia de muerte. Un examen a tiempo puede ser la solución.

Así lo plantea Marcel Morel, radiólogo experto en imágenes mamarias y director y fundador de Diagnosis, Centro de Imágenes Médicas y Laboratorio Clínico, quien hace un llamado a las mujeres que son mayores de 40 años a realizarse una mamografía todos los años después de esa edad.  

Recomienda a las que tienen menos de esa edad, que si sienten molestia, dolor o tumor, acudan a un especialista para tratarse.

Morel dirige en Santiago la campaña “Únete a la Lucha”, con la que busca crear orientación y concientización sobre la importancia de un diagnóstico a tiempo.

“Si encontramos un cáncer de seno infraclínico, de uno a cuatro milímetros de diámetros, la ciencia médica le asegura que va a sobrevivir de esa enfermedad en un 99 por ciento”, puntualiza el galeno, tras sostener que el problema radica en que las mujeres acuden tarde a realizarse un análisis.  “Ya para los cinco años no va a tener esa enfermedad, “aunque le salga otro cáncer en una  parte distinta del cuerpo, pero de eso no va a morir”.

De lo contrario, cuando el mal es detectado con hasta un centímetro de diámetro, ya será tarde. Incluso, según sostiene el especialista, se puede pasar a otra parte del cuerpo.

“Lo más importante es crear conciencia, motivar, incentivar a las mujeres a realizarse su examen periódico del seno”, reitera.

Si es antes de los 40 años, la mamografía se puede hacer si existe una condición en el seno, sea un dolor, molestia, masa. Si al examinarla se encuentra una anomalía, entonces se justifica la mamografía.

Causas

El cáncer de seno, según Morel, es multifactorial. Una de las causas es el factor genético, el familiar, que es cuando la madre o un pariente cercano ha padecido el mal; entonces, la hija tendrá una predisposición de desarrollar esta enfermedad. En menor grado, está el factor de la lactancia, dado cuando, por ejemplo, una mujer comienza a tomar pastillas anticonceptivas a  temprana edad.

Aunque el doctor desligó de la lista el hecho de que una persona lleve una vida de excesos, recomendó mantener buenos hábitos de vida y eliminar los factores de riesgo.

Sobre la campaña

Todos los años en el mes de octubre, Morel, a través de la Fundación Diagnosis, realiza gratuitamente múltiples operativos para ayudar en la detección temprana del cáncer de seno en mujeres con recursos limitados.  

Este año, realizarán mamografías gratuitas a más de tres mil mujeres de la Zona Franca del Cibao.
El centro, con 30 años de servicios, fue el pionero en traer en 2014 el primer equipo de Tomosíntesis de Mama, el procedimiento que realiza la mamografía en 3D, que ayuda a descubrir un año antes lo que una mamografía normal detecta.