El 7 de enero de 2015 los hermanos Chérif y Saïd Kouachi, quienes se identificaron como pertenecientes a la rama en Yemen del grupo terrorista islamista Al Qaeda, mataron a 12 personas, entre ellos ocho del personal de la revista. Charlie Hebdo ha publicado un millón de ejemplares de la edición aniversario del tiroteo, manteniendo su voz crítica.

Su portada muestra a un hombre barbudo que representa a Dios con un rifle Kalashnikov al hombro, acompañado por el texto: “Un año después: el asesino sigue presente”. Metro destaca las portadas más controvertidas que la revista ha publicado recientemente.

1. Edición aniversario.

El miércoles, 6 de enero la revista Charlie Hebdo publicó una edición especial en conmemoración de un año desde el tiroteo en sus oficinas en París. Cuenta con una colección de dibujos animados por los cinco artistas que murieron en el ataque, así como varios colaboradores externos.

2. Je Suis Charlie.

Esta portada se publicó el 14 de enero de 2015, una semana después del ataque. El lema “Je Suis Charlie” creado por el director de arte de la revista, Joachim Roncin, fue adoptado por los partidarios a la libertad de expresión y se utiliza como resistencia a las amenazas armadas.

3. Reacción a los ataques de noviembre.

Esta portada respondió a los ataques terroristas en París la noche del 13 de noviembre de 2015 que dejó más de 100 muertos. Se destaca una imagen de un hombre acribillado diciendo: “Ellos tienen las armas. Que se jodan. ¡Nosotros tenemos champán! “

4. Bromeando con accidente.

En noviembre 2015 Hebdo enfureció a los rusos al presentar el accidente de avión ruso A321, que ocurrió sobre la península del Sinaí el 31 de octubre. La firma a la caricatura decía: “Accidente sobre el Sinaí. Por fin –¡que porno!” Esta imagen provocó una ola de indignación por parte de autoridades rusas.

5. Crisis de migrantes en Europa, la más grande desde la II Guerra Mundial.

La revista satírica causó controversia una vez más en septiembre de 2015, con una serie de dibujos animados sobre la crisis migratoria de Europa. Una de las portadas retrataba al niño sirio ahogado Alan Kurdi boca abajo en la arena, cerca de una bandera con una figura al estilo de Ronald McDonald, diciendo: “Tan cerca de lograrlo...”.