En el Mes de la Familia, 300 empleados del Banco Popular Dominicano acompañados por sus familiares, sembraron 5,000 árboles en 150 tareas de las sierras de San José de las Matas, Santiago, en la cuarta jornada de reforestación realizada por la organización financiera durante este año.

El objetivo de estas jornadas es seguir contribuyendo junto al Plan Sierra a recuperar la capa boscosa del Cibao y la conservación de sus cuencas hidrográficas. En esta ocasión se sembraron árboles de caoba hondureña, cedro, corazón de paloma, penda, anacahuita, algarrobo y guázara.   

Estas plantas, una vez lleguen a su etapa adulta, tendrán la capacidad de absorber anualmente 1.5 toneladas de CO2, protegerán hasta 578,400 kilogramos de suelo y almacenarán más de 14,6 millones de litros de agua, contrarrestando de este modo los gases de efecto invernadero y la desertificación.

El vicepresidente ejecutivo de Relaciones Públicas y Comunicaciones del Grupo Popular, José Mármol, subrayó que en casi 20 años los empleados del Grupo Popular han sembrado cientos de miles de árboles. En concreto, dijo, más de 255,000 árboles sembrados en la zona, que representan un potencial de captura 81,280 toneladas de CO2 y pueden infiltrar al subsuelo 762 millones de litros de agua por año.

Resaltó la importancia que históricamente el Popular, sus ejecutivos y empleados han dado a la reforestación como recurso para garantizar el agua en suelos, así como otras iniciativas que en términos de sostenibilidad medioambiental la empresa realiza como parte de su responsabilidad social y ciudadanía corporativa.