Los filipinos están “muy satisfechos” con los tres primeros meses de mandato del presidente del país, Rodrigo Duterte, pese a su violenta campaña contra las drogas y sus polémicas declaraciones, según una encuesta publicada ayer.

El sondeo de Social Weather Station indica que un 76 % de los 1,200 adultos entrevistados aprueba la gestión del controvertido mandatario, mientras que sólo un 11 %dice estar insatisfecho y otro 13 % se muestra indeciso.