En el marco de Think Innovation, el evento sobre energías renovables e ingeniería organizado por la Camára de Comercio y Turismo Dominico-Suiza y la embajada de Suiza en el país, Rafael Velazco, gerente general de Associated & Services y expositor en la actividad, recomendó la necesidad de revisar la modificación realizada a Ley 57-07  de Incentivo a las Energías Renovables y sus Regímenes Especiales para recuperar, si no todas, al menos parte de las deducciones o créditos fiscales perdidos en 2012 en materia de renovables y hacerlos más atractivos a inversionistas locales y extranjeros.

“En República Dominicana tenemos el parque generador más importante diversificado del Caribe; al nivel micro hoy en día hay un proceso de instalación y existen alrededor de 25 microcentrales hidroeléctricas, y tenemos proyectos eólicos como Los Cocos, Quilvio Cabrera y Larimar, que inyectan  a la red de energía. Sin embargo, hace falta que el Gobierno analice, revise y se preocupe de resolver el tema de los incentivos.

Es entendible el que las autoridades busquen energías baratas de base, pero las renovables son un tema que han de atender de cara al futuro de nuestro sistema”, sostuvo Rafael Velazco en el Think Innovation.

 “Habría que valorar el recuperar los incentivos quitados. Estamos hablando que se pasó de un 75 % a un 40 % después de la mini reforma fiscal de 2012 que tuvimos. El Gobierno está en la carrera recaudatoria, en una carrera por identificar recursos para sus necesidades fiscales y quizás no quiere saber de exenciones. Pero hay que tener en cuenta que estas suponen que las energías renovables poseen unas externalidades positivas para el resto de la economía que inciden en el bienestar de la población y que con certeza pagan cualquier sacrificio fiscal del Estado en ese sentido, con la disminución, por ejemplo, de enfermedades“, sostuvo Velazco.

El experto en energías renovables explicó que este año ha sido bueno para República Dominicana porque ya cuenta con una planta de biomasa y otra de energía solar inyectando completamente al Sistema Eléctrico Nacional Interconectado.

“Estamos hablando de 64 entre ambas, lo que, comparado con la demanda total, no es mucho pero es una cifra importante. Hay que tener en cuenta que estamos inyectando a la red y esto es por lo que estos proyectos ayudan a abaratar los costos, y que la electricidad sea más amigable con el medioambiente. En el Caribe, República Dominicana tiene el parque más diversificado. Creo que debemos aprovechar esto“.