El expresidente Hipólito Mejía afirmó este jueves que la violencia hacia la mujer "es una ofensa contra la humanidad, puesto que ella representa la continuidad de la especie, a través del siempre maravilloso milagro de la procreación".

Al conmemorarse este 25 de noviembre el Día de la no violencia contra la mujer, el ex mandatario consideró que la violencia intrafamiliar "es una trágica demostración de intolerancia que, lamentablemente, crece en estos días en que se necesita de mayor comprensión y comunicación para la solución de las diferencias entre la pareja".

Manifestó que la falta de respeto a la mujer se manifiesta de muchas formas, "pero la peor es la creencia de que la mujer, más que una compañera, es un objeto del cual se puede disponer, incluso hasta quitarle la vida".

"La violencia contra la mujer es un problema que se origina en los hogares deshechos, en el machismo, en una falsa posición de superioridad que minimiza el papel de la compañera", agregó.

Consideró necesario que desde todos los niveles de la sociedad "formemos un frente para demandar e imponer el respeto a los derechos femeninos en cualquier situación".