Un hombre de Shanghai, China, decidió vender su casa y las acciones de su compañía para viajar por el mundo acompañado de su hija.

Zhu Chunxiao, fundó su compañía hace 10 años y obtuvo 300 mil dólares para los fondos del viaje que aprovechará para pasar más tiempo con su familia.

Los tres miembros de la familia partieron de Shangai desde agosto y no tienen planeado volver hasta dentro de cinco años ya que planean viajar por varias partes del mundo.

Su primer destino fue Shenzhen, una ciudad al sur de la provincia Guangdong ubicada a nueve mil kilómetros (cinco mil 600 millas) de Shangai.

Desde su partida, Chunxiao, su esposa e hija han hecho diversas paradas para que la menor conozca distintas costumbres.

Chunxiao ha sido criticado por la decisión que tomó. Sin embargo, asegura que el tiempo que pasará con su hija dará lo más valioso de esta experiencia, informó el diario británico “Daily Star”.