Dos hermanitas de 16 y 11 años se encuentran ingresadas en un centro hospitalario después de que su padre de 47 años, también internado, las obligara a tomar veneno, y luego tratara de suicidarse ingiriendo la misma sustancia, por un problema pasional con la madre de las menores.

Un informe de la Policía Nacional  explica que Narciso Núñez Polanco, quien vive en un residencial de Sabana Perdida, Santo Domingo Norte, cometió el hecho en una vivienda de la calle A en Los Jardines del Ozama, en Santo Domingo Este.

En un comunicado, la institución informó de que Núñez Polanco llegó a la vivienda con el veneno cuando su expareja, Edith Medina Valenzuela, de 36 años, no estaba presente circunstancia que aprovechó para intentar matar a sus hijas obligándolas a ingerir la citada sustancia bajo amenazas, en un hecho ocurrido el día de ayer.

En ese momento intervinieron vecinos, que golpearon al padre de las niñas y, posteriormente, los tres fueron trasladados en una ambulancia del 911 a los centros asistenciales donde les fueron brindadas las atenciones de urgencia.

Las niñas permanecen internadas en un centro privado del Distrito Nacional, mientras Núñez Polanco fue despachado esta madrugada del hospital Doctor Francisco Moscoso Puello y se espera que las autoridades lo presenten en las próximas horas para conocimiento de medida de coerción.

Al ser interrogado por las autoridades, Núñez Polanco dijo que decidió quitarles la vida a sus dos niñas y suicidarse, después que su exesposa, de quien estaba separado, le enviara una fotografía de otro hombre con quien piensa tener una nueva relación.

El detenido se encuentra bajo control del Ministerio Público cuando sus condiciones de salud lo permitan.