El Ministerio de Salud y el Servicio Nacional de Salud (SNS) informaron hoy de que todos los centros públicos de salud del país disponen del personal médico y de enfermería necesario, así como del material pertinente para el inicio esta tarde de la jornada "Navidad y Fin de Año 2015".

El titular del SNS, Ramón Alvarado Mendoza, resaltó que la integración de todos los centros públicos de salud y su personal médico, de enfermería y de apoyo al operativo "Navidad y Fin de Año 2015" busca reducir al mínimo el impacto negativo de los eventos e incidentes que puedan suceder durante las festividades.

La principal misión del mismo es prevenir la mayor cantidad de muertes durante las festividades; y que las personas que se presenten a las emergencias de los centros públicos de salud reciban atención médica de calidad.

"Todos los directores regionales y de áreas recibieron las instrucciones de reactivar los planes de emergencia hospitalaria, correspondiente a cada centro de salud, además de que dispongan del mayor número de camas posible", explicó.

Asimismo, recibieron instrucciones de que refuercen sus recursos humanos, dispongan de los medicamentos y material médico, así como agua y combustible; y que las ambulancias estén a la disposición de la Dirección Nacional de Emergencia o 911", señaló.

Durante las festividades de Navidad y Año Nuevo se presentan situaciones de alteración y movilizaciones sociales, con un alto porcentaje de riesgos como accidentes de tránsito, heridas por armas blancas, heridas por armas de fuego, quemaduras por fuegos artificiales e intoxicaciones alimentarias y alcohólicas.

"Reiteramos que durante estas celebraciones de Navidad y Año Nuevo el personal de salud está disponible al servicio de la ciudadanía, porque cuando los demás celebran, por vocación y por misión, los médicos, enfermeras, especialistas, y todo el personal de salud deben estar preparados para servir en sus respectivos centros", dijo Alvarado Mendoza.

Asimsimo, reiteró que el SNS dispuso que todo el personal que trabaja en áreas que para esta época se descongestionan, como son las consultas, se ponga a la disposición del centro de salud al que pertenezca, sobre todo, a las emergencias.

El SNS ha dispuesto que durante las festividades, todas las emergencias dispongan de personal especializado, como son ortopedas, anestesiólogos, cirujanos, neurocirujanos, de emergencias y cuidados intensivos, a fin de que las atenciones sean rápidas y de calidad.