El presidente de la República, Danilo Medina, manifestó en la Cumbre de las Naciones Unidas para la Adopción de la Agenda de Desarrollo Post-2015 que ha reducido la pobreza extrema del país de 16.6 a 5.8%, lo que no termina de convencer a dos especialistas consultados.

El economista Pavel Isa Contreras manifestó que estas cifras que ofrece el Gobierno son sorprendentes respecto a la evolución de la pobreza, porque no guardan relación con otra evidencia disponible, respecto a componentes como el comportamiento del empleo, el comportamiento de los salarios reales, los cuales no parecen mejorar.

“Entonces, ¿por qué esta incongruencia entre el comportamiento de la incidencia de la pobreza y el comportamiento de otras variables?

Creo que las cifras deben ser auscultadas, ser discutidas, y creo que hay que evitar a toda costa el discurso triunfalista; merece una discusión pausada, que permita que las cifras oficiales empiecen a ganar credibilidad, porque utilizar esto políticamente lo que hace es que las cifras oficiales pierdan credibilidad”.

Según las cifras oficiales, la pobreza extrema disminuyó en cada una de las zonas de residencia. En marzo 2015 en la zona rural se observó una tasa de 8.1% de la población, una reducción de 3.9 puntos porcentuales respecto a la tasa de 12.0% de marzo 2014; mientras que en la zona urbana se registró una tasa de 4.6%, equivalente a una reducción de 2.3 puntos porcentuales respecto a la tasa de 6.9% de marzo 2014; con estos cambios se verifica una reducción de la brecha por zona.

El economista Porfirio García entiende que el Gobierno y el sector privado deben seguir insistiendo para corregir estas distorsiones donde se refleja una desproporción en relación con los niveles de ingreso de la población.

No obstante, “Es cierto que estamos mucho mejor que en años anteriores en relación con el sistema de educación preuniversitaria, hay menos desempleo, menos analfabetismo, pero eso no implica que la situación del país marche bien, debemos superar esta situación”, manifestó García, exrector de la UniversidaAutónoma de Santo Domingo (UASD). 

Inconsistencia

Durante su discurso ante la ONU, el presidente Medina no aclara a qué período se refiere cuando habla de 16.6%, pero si se refería al año 2014, el boletín del MEPyD lo desdice, pues para esa fecha la pobreza extrema era de 8.6%, lo que significa que la reducción no ha sido tan significativa. 

El boletín de septiembre de este año sobre Estadísticas Oficiales de Pobreza Monetaria, dado a conocer a través de la página web del Ministerio de Economía Planificación y Desarrollo (MEPyD) muestra diferencias en los datos.

“En el caso de la indigencia o pobreza extrema, que hace referencia a las personas que pertenecen a hogares cuyo ingreso per cápita se encuentra por debajo de la Línea de Pobreza Extrema, la tasa en marzo 2015 fue de 5.8%

El boletín del Ministerio de Economía explica que la tendencia de la pobreza extrema es persistente a la baja desde marzo 2013, lo que ha permitido que en marzo 2015 descienda a niveles inferiores a los registrados en 2000-2002, previo a la crisis, cuando alcanzaba niveles de alrededor de 8%.

El número absoluto de personas en en esta situación a marzo de 2015 se estima en 600 mil 405, lo que muestra una reducción de 281 mil personas en el último año y de 445 mil en los últimos dos años, con lo que por primera vez se coloca por debajo de la cifra registrada en 2000-2002