El director del Consejo Nacional para el VIH y Sida (Conavihsida), Víctor Terrero, informó que aumentó el porcentaje de adolescentes con el virus de un 3.5 a 3.6%, situación que eleva el nivel de vulnerabilidad de ese segmento poblacional.    

En la República Dominicana, los adolescentes y jóvenes son especialmente vulnerables al VIH, ya que su acceso a información y servicios es limitado, y muchos inician su vida sexual muy temprano.

El país ocupa el quinto lugar en embarazos de niñas y adolescentes entre las naciones de América Latina y el Caribe. Según la Encuesta Nacional de Hogares de Propósitos Múltiples (EnHogar 2009) un 22% de las adolescentes entre 15 y 19 años en el país ha estado embarazada.

El 85% de las personas con VIH en El Caribe vive en Haití y República Dominicana, según la misma fuente.

Actualmente, hay unas 1,400 embarazadas portadoras del virus VIH/Sida por lo que se espera un aumento mayor en la prevalencia de niños con la enfermedad.

Organismos que trabajan en la prevención del VIH-SIDA coinciden en que las escuelas desempeñan un papel clave en la prevención del VIH y las ETS y que, sin embargo, en las escuelas del país los adolescentes no están recibiendo educación sexual adecuada.

El país cuenta con 32 servicios que ofertan atención a niños, niñas y adolescentes que viven con el VIH.

Las leyes de República Dominicana establecen que antes de iniciar la terapia antirretroviral, toda persona que vive con el VIH/SIDA debe recibir asesoría para garantizar la adherencia al tratamiento.

Sin embargo, el personal que trabaja en los servicios de atención no dispone del entrenamiento requerido para realizar una comunicación adecuada, destaca EnHogar.

Conocimientos y actitudes sobre el VIH/SIDA.

El 98.9%  de las  mujeres entre 15 a 49 años han oído hablar del SIDA; asímismo, el 51.4% de mujeres de la misma edad  identifican correctamente los tres medios de transmisión del VIH de madre a hijo.
Un 91.3% ha declarado tener conocimiento de un lugar para la prueba del VIH.