La canciller de Venezuela, Delcy Rodríguez, afirmó este martes que la liberación de cinco representantes del antichavismo es una primera señal de la voluntad del Gobierno del presidente Nicolás Maduro de sacar adelante el diálogo político recién iniciado con la oposición.

“Nosotros que nos hemos mantenido permanentemente esperando por los sectores opositores para dialogar, saludamos que finalmente se haya podido dar”, señaló la canciller a su llegada al Consejo de Derechos Humanos de la ONU con motivo de la segunda revisión periódica universal de los derechos humanos.

Consultada sobre si la liberación de los primeros opositores presos un día después de que comenzara formalmente el citado diálogo es una primera señal del Ejecutivo hacia la otra parte, Rodríguez respondió con un “sí”. La oposición ha condicionado la continuidad del proceso de diálogo a que se gestione “de inmediato” la liberación de los políticos presos.

En opinión de la canciller venezolana, la instalación de la primera sesión del diálogo ha sido “muy importante” y se ha producido en términos “constructivos” y de “respeto”.

En ese primer encuentro entre el Gobierno y la oposición, se decidió crear de inmediato cuatro mesas de trabajo sobre el respeto a la soberanía, la reparación a las víctimas, el cronograma electoral y la situación económica del país.

Estos “cuatro ejes temáticos ya han iniciado su trabajo”, aseguró Rodríguez, quien sostuvo que la iniciativa del diálogo “forma parte del compromiso del presidente Maduro y de la revolución bolivariana en defensa de los derechos humanos del pueblo venezolano, en defensa derecho a la paz, a la patria, al futuro”.