Joao Santana, considerado por medios internacionales como “un gurú” de la publicidad política de América, llegó ayer a Brasil para responder las acusaciones de los fiscales y la Policía Federal brasileña, que le acusan de haber recibido pagos por 7.5 millones de dólares, provenientes de sobornos a la petrolera estatal Petrobras.

Hasta el pasado lunes, Santana formaba parte del grupo de estrategas políticos de la campaña de reelección del presidente Danilo Medina; sin embargo, informó de su renuncia a través de una misiva en la que afirma que esto le “permitirá ir a Brasil a defenderse de las acusaciones infundadas de las que está siendo objeto”.

El publicista sostuvo que estás acusaciones son producto del “clima de persecución” que, según afirmó, se vive en su país natal.

En la carta enviada al  Comité Nacional de Campaña del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), Santana le solicitó desligarlo con carácter inmediato de la campaña en curso en República Dominicana, ya que entiende que esta es la mejor decisión, para no afectar en forma alguna a los intereses del PLD en la contienda electoral de mayo próximo.

Este publicista brasileño no solo ha servido a las dos campañas de Medina, sino que además ha aconsejado a otros seis aspirantes a la Presidencia de distintos países, quienes, luego de su asesoría lograron convertirse en los primeros mandatarios de sus naciones, por lo cual este hombre es catalogado por muchos como el “creador de presidentes”.

Con su inevitable renuncia, Medina y sus aspiraciones reeleccionistas se quedan sin una pieza importante de este “juego de poder”, lo que podría traducirse en flaqueza de la popularidad que hasta ahora le atribuyen las encuestas. La situación afecta, por consiguiente, su proyecto electoral para mantenerse en el Poder Ejecutivo para el período 2016-2020.

Sin embargo, el candidato presidencial del PLD afirmó que Joao Santana era un asesor importantísimo de su campaña, pero que las actividades proselitistas seguirán adelante.

Este hombre, que ahora está acusado de recibir sobornos de la compañía Petrobras, también sonó, junto al expresidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, como responsable de influenciar al presidente Medina para que otorgara el contrato de la construcción de una planta termoeléctrica en Punta Catalina al consorcio Odebrecht-Tecnimont, a pesar de que su oferta de dos mil 40 millones de dólares representaba más del doble de lo que ofrecía la firma china Gezhouba Group Corporation (CGGC).

No obstante “Operación Lava Jato”, el representante de Odebrecht en República Dominicana, asegura que no conoce a Joao Santana ni a su esposa, por lo que es imposible que tengan alguna relación institucional o personal.

Reacciones

La inesperada y controvertida noticia de que el asesor de campaña del presidente de la República, presuntamente, está involucrado en actos de corrupción, apunta los dardos hacia  la candidatura de Medina y además despierta una serie de interrogantes y opiniones.

El diputado Vinicio Castillo Semán, de la Fuerza Nacional Progresista (FNP), pidió al procurador general, Francisco Domínguez Brito, abrir una investigación sobre las actividades de este publicista en el país para determinar “si Santana usó o no sus poderosas influencias en el país para actividades de lavado de dinero, soborno y corrupción, por lo que lo está acusando la justicia brasileña”.

“Hay transferencias millonarias en dólares de África a la República Dominicana y de la República Dominicana a Brasil. El señor João Santana y sus empresas hicieron muchas operaciones en la República Dominicana y recibieron mucho dinero del Estado Dominicano”, subrayó el diputado.

Domínguez Brito dijo que República Dominicana no recibió requerimiento de la Interpol ni de Brasil para arrestar al asesor de campaña del Danilo Medina, además de asegurar que “es Brasil el que tiene que dar cualquier detalle sobre los motivos, las razones y el proceso, no la República Dominicana”.

Su vida

Santana nació en el estado de Bahía, en el noreste brasileño; antes de incursionar en las estrategias publicitarias de campañas presidenciales se dedicaba a componer letras para una banda de rock.

En la versatilidad de su vida profesional trabajó como periodista en varios medios de su país.

Según el diario BBC Mundo, en su vida de periodista, Joao publicó en la revista IstoÉ a comienzos de los 90, que ayudó a la apertura del juicio político que acabó con el entonces presidente brasileño, Fernando Collor de Mello.

Santana aprendió de publicidad política trabajando junto a Duda Mendonça, quien comandó la campaña electoral que llevó a  Lula al poder, pero tres años después desató una tormenta política al admitir que recibió pagos sin contabilizar en el exterior.

Santana asumió la estrategia publicitaria para la reelección de Lula en 2006 y, en un clima de denuncias de pagos ilícitos a congresistas del caso Mensalão, demostró su capacidad para ganar elecciones apelando al sentimiento de los votantes.

En 2012, este publicista asesoró la campaña electoral en que Danilo Medina obtuvo la victoria. Para 2016, vovió a estar al frente del equipo de asores de Medina hasta que tuvo que renunciar.

Spot creados por Santana

El diario BBC Mundo resaltó en un artículo que este publicista creó un jingle que repetía “deja al hombre trabajar”, contribuyendo a que la mayoría de los brasileños valorasen más los logros económicos y sociales del gobierno de Lula da Silva que el escándalo que envolvía a su Partido de los Trabajadores (PT).

En ese mismo orden, en 2013, tras la muerte de Chávez por cáncer, Santana ideó un spot de TV para la campaña de Maduro que recordaba al extinto presidente con una canción que repetía: “Él nacerá de nuevo”.

En República Dominicana, algunos medios resaltan que el eslogan de la campaña de 2012 de Danilo Medina, de “corregir lo que está mal, continuar lo que está bien  y hacer lo que nunca se hizo”, forma parte de los spots publicitarios creados por Santana para persuadir e influir en la mente de los votantes.

Pero al parecer no solo con lemas logró poner en alto el perfil de Medina como candidato presidencial, sino que también sonó como responsable de haber traído a Quirino al país, como parte de su campaña para difamar a Leonel Fernández y así relanzar a Danilo.