El excandidato presidencial por el Partido Revolucionario Moderno (PRM), Luis Abinader, abogó por reajus el presupuesto nacional para aumentar los ingresos de los ayuntamientos y mitigar el estado de abandono y marginalidad de las comunidades más pobres del país, especialmente en las provincias fronterizas.

El dirigente político planteó también la necesidad de trazar planes de desarrollo provincial y regional donde se definan las principales prioridades de cada demarcación, dijo durante su participación en la Primera Feria del Libro de Neiba.

En el caso de la Región Enriquillo, se comprometió a auspiciar un plan de desarrollo a través del Centro de Estudios de Políticas Públicas que preside, en coordinación con las entidades públicas y el liderazgo social de la zona.

Aunque reconoció que la mayoría legislativa del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) aprobará en las próximas horas el proyecto de presupuesto sometido por el Poder Ejecutivo, Abinader consideró que el Gobierno debe evaluar alguna fórmula para asignar una mayor cantidad de recursos a los ayuntamientos, tomando en cuenta el mapa de la pobreza.

En este sentido, afirmó que el Gobierno del presidente Danilo Medina le pasa por encima al mandato legal que ordena la entrega del 10 por ciento del presupuesto nacional a los ayuntamientos, al extremo de que en el proyecto de presupuesto del próximo año la asignación propuesta es inferior al tres por ciento.

De este modo, el Gobierno no solo viola la ley 176-07, del Distrito Nacional y los Municipios, sino también la Estrategia Nacional de Desarrollo que de manera expresa dispone “impulsar el desarrollo local, provincial y regional, mediante el fortalecimiento de las capacidades de planificación y gestión de los municipios, la participación de los actores sociales y la coordinación con otras instancias del Estado, a fin de potenciar los recursos locales y aprovechar las oportunidades de los mercados globales”.