La científica Carolyn Porco, que lidera el equipo de ciencia de imagen de la misión Cassini a la órbita de Saturno, aseguró ayer que Encélado, una de las lunas de ese planeta, es el mejor lugar del sistema solar para buscar vida.

La investigadora, que participaba ayer en el Festival Starmus en España, cree que la pequeña luna Encélado tiene un océano accesible y que lo que hay que hacer es obtener muestras para analizarla.

Ha reconocido que no será fácil, pero precisó: “No hay otro sitio que hayamos descubierto hasta ahora en el que tengamos certeza de que haya agua, energía química disponible y material orgánico”.

Por ello, cree que hay que volver a esa pequeña luna y analizar el material que expulsa y ver si todo lo que se sospecha acerca de si es un lugar habitable es cierto o no.

Lo que realmente se busca es si esa vida es bioquímicamente similar a la de la Tierra o diferente, y ambos paradigmas son una sospecha, según Carolyn Porco, para quien la vida es una característica “del Universo en el que vivimos”.

La científica también habló de la fotografía “Un punto azul pálido”, tomada en febrero de 1990 desde la sonda espacial Voyager 1 a unos 6.000 millones de kilómetros de la Tierra y en la que se ve a nuestro planeta como un punto de luz casi imperceptible.