La Dirección General de Migración (DGM) aclaró hoy que el cobro de 995 pesos por el uso del Sistema Automatizado de Control Migratorio (Auto-gate) no es un impuesto, sino el pago de un "moderno servicio" que buscar agilizar el proceso de chequeo de entrada y salida de pasajeros por los aeropuertos del país.

"Esto no es un impuesto, es el pago único por un servicio moderno y efectivo; es opcional, por lo que no es obligatorio. No aplica para menores de edad ni para extranjeros", explicó en un comunicado la DGM en respuesta a la solicitud de la Asociación de Abogados Migratorios Dominicanos (Asoamido), que piden se deje sin efecto el cobro por uso de dicho sistema a partir del 30 de junio.

La institución aclaró, además, que los dominicanos que no deseen registrarse para el uso del "auto-gate" podrán "seguir utilizando el viejo sistema de chequearse ante un inspector de migración al momento de entrar o salir de la República Dominicana".

"Queremos dejar claro que el pago único por el uso del 'auto-gate' no es un impuesto, porque no es obligatorio sino opcional. Este es el pago de un servicio para el cual Migración está facultada por ley", aclaró la institución.

En ese sentido, Migración rechazó el calificativo de "impuesto, injusto y arbitrario" con el que los abogados de la Asoamido se refieren al cobro por el uso del Servicio de Control Migratorio Automatizado.

Su uso "no es obligatorio, es opcional, para mayores de 18 años; no aplica a los extranjeros, por tanto los pasajeros que no deseen registrarse para usar ese servicio podrán utilizar el sistema tradicional de chequeo frente a un inspector de migración a su regreso o salida del país", explica la DGM.

Indicó, que los ciudadanos que se registren después del 30 de junio "pagaran una única y mínima cuota de 995.00 pesos" la cual será válida por el tiempo de vigencia que tenga la libreta de pasaporte en el momento en que el viajero se registre.

"Si en el momento de registrarse el viajero tiene un pasaporte vigente por diez años, hará un único pago y durante ese tiempo no tendrá que volver a pagar más por uso del 'auto-gate' hasta el cambio de su libreta", precisó la DGM.

También aclaró que el Servicio de Control Migratorio Automatizado no es una donación del gobierno de Japón, sino un proyecto que se ejecuta desde el año 2009 en coordinación con el gobierno de Corea para modernizar y hacer más eficiente las operaciones de las terminales aeroportuarias del país.

La DGM explicó que para usar el servicio las personas deben previamente registrar sus datos biométricos, huellas y fotografía.