El Ministerio de Salud recibió unas 165,000 dosis de vacunas Pentavalente y otras 115,000 de Rotavirus para dar respuestas a la demanda de la población infantil desde los dos meses hasta el primer año de edad, informó hoy el director del Programa Ampliado de Inmunización (PAI), Zacarías Garib.

Las vacunas recibidas, en las que se invirtieron unos 60 millones de pesos, garantizan el abastecimiento de los centros de vacunación de todo el país durante los próximos tres meses.

Garib explicó que, aunque la Pentavalente, que inmuniza contra cinco enfermedades, haya escaseado en algunos puestos, no debe ser motivo de preocupación ya que los niños reciben las mismas vacunas que ésta contiene pero en dosis separadas.

"Cuando ésta vacuna se agota en el algunos centros de vacunación, ya sea porque tarden en retirarla del PAI, que es el centro de acopio, o porque se retrase en llegar al país, como ha ocurrido en ocasiones, nosotros utilizamos la estrategia de aplicar los mismos biológicos que contiene", indicó.

Aclaró que la ausencia de las vacunas no es por falta de pago, sino por inconvenientes en los laboratorios que la producen, ya que el país dispone de un crédito de 10 millones de dólares a través del Fondo Rotatorio, organismo a través del cual se adquieren con el aval de la OPS/OMS.

La Pentavalente previene contra la Difteria, Tétanos, Tos Ferina, hepatitis B y hepatitis por haemophilus influenzae, mientras que la de Rotavirus previene la diarrea severa en menores de seis meses, aplicándose ambas a los 2, los 4 y los 6 meses.

En otro orden, Garib informó de que este lunes entregó para su revisión, el informe del retiro de la polio oral trivalente tOPV y sustitución por la polio oral bivalente bOPV, a la Comisióón Nacional para Certificacióón de la Erradicación de la Poliomielitis.