El ministro de Industria y Comercio, Temístocles Montás, y el presidente de la Confederación Nacional de Organizaciones del Transporte (Conatra), Antonio Marte, se reunieron hoy para establecer un diálogo formal que permita solucionar los problemas surgidos tras las medidas del Gobierno para organizar el transporte público y el mercado de combustibles.

Poco después, el ministro recibió por separado en su despacho al presidente de la Federación Nacional del Transporte la Nueva Opción, Juan Hubieres, con quien abordó la misma agenda.

Ambos dirigentes choferiles salieron complacidos y agradecieron al funcionario su iniciativa de recibirles, informó el ministerio en un comunicado.

De lo que se trata es de establecer una reglamentación, que ya existe, mediante la cual se les otorga a estos sindicatos una licencia de depósito para consumo propio, bajo la estricta supervisión de MIC, se precisó.

Al concluir el encuentro con el presidente de Conatra, Montás reiteró que ninguna empresa que no esté autorizada a vender combustible al detalle podrá operar como minorista, pero para evitar dificultades a los grandes sindicatos del transporte que operan tanques de depósitos, se creará un mecanismo para que puedan ofrecer sus servicios a sus miembros sin dificultades.

"En el caso concreto de los sindicatos de transporte que operan tanques para abastecer a sus afiliados, vamos a trabajar con ellos a los fines de otorgarles un permiso para que, llenando las regulaciones que se requieren para el manejo de combustibles, puedan operar sin ningún tipo de problema", explicó Montás.

Montás indicó que con este encuentro se ha establecido un mecanismo de comunicación permanente y anunció que en la próxima semana se reunirán nuevamente para pasar revista a la marcha de los acuerdos a que están arribando.

De su lado, el sindicalista Antonio Marte dio las gracias al ministro Montás por haberlo recibido y abrir un espacio de diálogo que permita solucionar los problemas del transporte en el país

Subrayó, además, que no han acudido a la sede de la entidad gubernamental a buscar subsidio. "Nos hemos mantenido diciendo que el subsidio debe ser retirado a todo el mundo para que el Gobierno pueda restablecerse y saldar la deuda".

Aclaró que desde los últimos gobiernos del fenecido presidente Joaquín Balaguer, Conatra opera depósitos de combustibles para abastecer a sus miembros, servicio que se ha mantenido hasta la fecha sin violentar las reglamentaciones oficiales.

Mientras, el presidente del Consejo Nacional de Defensa al Consumidor (Conadeco), Sandino Bisonó, solicitó hoy al Gobierno que asuma el sistema de transporte público en el país para garantizar un servicio de calidad a los usuarios sin interrupción y sin aumentos de tarifas.

Ante un aumento en el precio de los pasajes de transporte público el colectivo tiene previsto desarrollar un plan de lucha y a partir del jueves comenzarán a realizar cadenas humanas para reclamar un transporte digno.