La señora Ana Rosa de Peña, madre del presidente de la Conferencia del Episcopado Dominicano (CED), Monseñor Gregorio Nicanor Peña, murió el pasado lunes 3 de octubre en la ciudad de Santiago de los Caballeros en horas de la mañana, a los 98 años de edad aquejada por quebrantos de salud.

Los restos de la señora Rosa de Peña fueron velados en la funeraria Blandino de la referida ciudad.

Ayer se realizó una Eucaristía de cuerpo presente en la parroquia Santa Ana a las 11:00 de la mañana y luego se le dio cristiana sepultura en el cementerio del municipio de Baitoa en la referida provincia.

La Conferencia del Episcopado Dominicano, a través de un comunicado, manifestó que se une al dolor de la familia Peña por su pérdida. “Pedimos a Dios conformidad para los familiares y paz para el alma de la señora Rosa de Peña”, expresan.