El ministro de Educación, Andrés Navarro dispuso este lunes la reparación urgente de alrededor de 90 planteles escolares en diversas provincias del Norte que resultaron afectados por el paso reciente por el Caribe del huracán Mathew, así como por los torrenciales aguaceros caídos en los últimos días.

Las lluvias obligaron a suspender la docencia para garantizar la integridad física de estudiantes, docentes y el personal administrativo de los planteles.

Navarro instruyó el viceministro Administrativo, Radhamés Rodríguez, coordinador general de las siete comisiones técnicas que evaluaron las condiciones de los centros educativos, para que se inicien los procedimientos correspondientes para la reparación inmediata de los planteles. Los daños causados por los torrenciales aguaceros y las inundaciones, en su mayoría corresponden al colapso parcial o total de verjas perimetrales, averías en instalaciones sanitarias y eléctricas, filtraciones de techo, deslizamiento de suelos, agrietamiento de muros, entre otros problemas estructurales.

El funcionario decidió mantener en sesión permanente las comisiones técnicas de ingenieros y arquitectos que rindieron un informe preliminar de los planteles evaluados en Puerto Plata, Santiago, María Trinidad Sánchez, Monseñor Nouel, Montecristi, La Vega, Hermanas Mirabal, Sánchez Ramírez y otras provincias.

“Tenemos que evitar que se pierdan más días de clase, sobre todo en aquellos planteles con Jornada de Tanda Extendida, dado que esa situación de suspensión también repercute en la situación de las familias”, refirió.

Navarro dispuso, asimismo, que se tomen las medidas administrativas y financieras  pertinentes que permitan agilizar las reparaciones de los centros educativos afectados, al tiempo que instruyó a la Dirección de Descentralización y de Participación Comunitaria del Minerd, para que integre a los directores de los centros educativos, directores distritales, a las asociaciones de padres y amigos, las juntas de vecinos y otros sectores de la sociedad civil, en las tareas de limpieza y saneamiento de las escuelas afectadas por las inundaciones, “porque debemos involucrar a todas las fuerzas sociales y verlo como un compromiso social de todos”.