La Oficina Nacional de Meteorología (Onamet) informó que la depresión tropical número 12 se formó ayer sin representar peligro para el país. Anunció que para hoy se esperan aguaceros con tormentas eléctricas y ráfagas de viento en horas de la tarde.

El organismo advirtió que gran parte del país permanecerá con mezcla de nubes y sol pero habrá incremento nuboso después del mediodía y volverán a ocurrir aguaceros sobre las provincias de La Altagracia, La Romana, Peravia, Samaná, María Trinidad Sánchez, Duarte, Hermanas Mirabal, Sánchez Ramírez, Monte Plata, Monseñor Nouel, El Seibó, Hato Mayor y San Pedro de Macorís.

Con base en ese pronóstico, el Centro de Operaciones de Emergencias (COE) anunció que se mantiene la alerta por inundaciones, deslizamientos de tierra, crecidas de ríos, arroyos y cañadas en varias provincias aunque no se han tenido que movilizar personas: en alerta amarilla se encuentra San Pedro de Macorís, La Altagracia, La Romana, Hato Mayor, El Seíbo, El gran Santo Domingo, Distrito Nacional y San Cristóbal.

En tanto que están en alerta verde Peravia, Samaná, María Trinidad Sánchez, Duarte, Santiago, Espaillat, Monseñor Nouel, Monte Plata, Hermanas Mirabal, Sánchez Ramírez y La Vega.

Jacobo Mateo Moquete, director de Relaciones Públicas de la Comisión Militar y Policial del Ministerio de Obras Públicas, informó en su cuenta de twitter sobre deslizamientos entre Las Terrenas y Sánchez, en la carretera Boulevard Turístico, y dijo que esa entidad trabajaba en restablecer el tránsito en esa zona.

El COE recomendó a los conductores transitar con precaución en las carreteras y autopistas por las lluvias que pueden evitar la visibilidad a distancia.

Además, alertó a quienes manejan u ocupan frágiles y pequeñas embarcaciones para que naveguen con precaución cerca de la Costa Atlántica y que no se expongan mar adentro, ante la previsión de vientos y olas anormales.

La Onamet detalló que la depresión tropical número 12 se localiza en la latitud 23.6 Norte y longitud 74.6 Oeste y que este fenómeno tiene vientos de 55 kph. Se desplaza hacia el oeste-noroeste a unos 24 kph y deja a su paso gran cantidad de aguaceros. Para mañana se espera la disminución de las lluvias, debido a la llegada de aire más estable, aunque no descarta la ocurrencia de chubascos al final de la tarde.