El presidente de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) y del Consejo del Poder Judicial (CPJ), Mariano Germán Mejía, desautorizó ayer las manifestaciones públicas de miembros de ese sector dirigidas a exigir un mayor presupuesto para la Justicia.

El magistrado Germán reconoce que es una realidad que el Poder Judicial requiere de más recursos para satisfacer sus necesidades fundamentales y que en ese sentido, las aspiraciones de Jueces y empleados son legítimas.

Sin embargo, considera que manifestaciones públicas, principalmente en las calles y con exhibiciones que pudieren parecer inapropiadas, son métodos que no guardan armonía con la idiosincrasia de los valores que ante la sociedad tienen que exhibir los servidores judiciales.

Aclaró que está en conversaciones armoniosas con los demás poderes del Estado para que dichas necesidades puedan ser satisfechas. Los canales adecuados tienen que ser de naturaleza institucional, insistió.

“El Poder Judicial necesita un mayor presupuesto para aumentar su eficiencia, abrir nuevos tribunales creados por ley y mejorar las condiciones de su personal, pero las reclamaciones deben ajustarse a los procedimientos y deben utilizarse los canales correspondientes”, ratificó el presidente de la Suprema Corte de Justicia, a través de una nota de prensa.

La situación económica por la que atraviesa el Poder Judicial no es la mejor en estos momentos, puntualizó. Exhortó a los jueces, juezas y servidores judiciales a que utilicen las vías reglamentarias para canalizar cualquier inquietud que tengan con respecto al tema del presupuesto del Poder Judicial.