El ministro de Relaciones Exteriores, Andrés Navarro, encabezó ayer la apertura de la “Reunión de Altos Funcionarios sobre Gestión Integral de Riesgos de Desastres” de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), escenario en el que abogó por la implementación de un esfuerzo conjunto y la suficiente voluntad política para la implementación de los mecanismos más efectivos que permitan enfrentar problemas comunes por la ocurrencia de desastres y riesgos que amenazan a la región.

Navarro refirió que los delegados de la CELAC están llamados a “desarrollar un plan de acción regional sobre gestión integral de riesgos de desastres, sobre la base de los avances alcanzados en el marco de los mecanismos internacionales para la asistencia humanitaria, de la mano del proceso de implementación del marco de Sendai para la reducción de riesgos de desastres adoptado en marzo de 2015”.

En el acto, el canciller dijo que “el  plan de acción deberá responder a las prioridades de la CELAC en materia de desastres, de cara al futuro, y el estudio de posibles mecanismos para el intercambio de capacidades y recursos en casos de desastres, así como mecanismos de intercambio de información hacia la alerta temprana”.

Precisó que se hace necesario que los Estados miembros de la CELAC se aboquen a identificar los lineamientos generales de la Agenda Estratégica Regional, con una clara propuesta de reducción de riesgos de desastres, asistencia humanitaria y apoyo para la rehabilitación de los países que resulten afectados por cualquier situación de emergencia. Indicó que como países miembros de la CELAC con condiciones altamente vulnerables a desastres y riesgos naturales, el plenario convocado a la reunión deberá actuar de manera conjunta en la búsqueda de los mecanismos que coadyuven a enfrentar cualquier situación de desastre.

Enfatizó que la plenaria que se abrió ayer forma parte de ese espacio para el intercambio de nuevas ideas y estrategias, no solo a favor de la región, sino para todo el mundo.

“Con la finalidad de lograr las  sinergias necesarias para el logro de un desarrollo sostenible es que en la nueva política exterior del MIREX hemos reforzado el apoyo en el acompañamiento a los puntos focales nacionales, en materia de gestión del riesgo de desastres, cambio climático, desarrollo sostenible, asentamientos humanos y planificación urbana de cara a los siguientes procesos”, expuso.

En las plenarias del evento regional que se extenderá hasta hoy y que tiene como propósito identificar los lineamientos generales de una agenda estratégica regional, participan delegaciones de Argentina, Chile, Bolivia, Brasil, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Jamaica, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Santa Lucía y Uruguay entre otras.