El rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), Iván Grullón, aseguró hoy que la actividad docente ha vuelto a la normalidad después de que de los enfrentamientos entre personal universitario y Policía ocurridos ayer frente al Palacio Nacional llevaran a suspender las clases.

Tras lamentar los disturbios en los que se vieron envueltos estudiantes y miembros de la Federación de Asociación de Profesores (Faprouasd), Grullón recordó que la asociación contaba con un permiso del Ministerio de Interior y Policía para realizar la marcha.

Asimismo, se mostró contrariado por el hecho de que a los manifestantes se les impidiera depositar un documento en el Palacio Nacional, desencadenando el enfrentamiento con los agentes policiales, dijo al atender a la prensa en su despacho.

"Hay que aprender a tolerar y permitir un derecho que tiene la ciudadanía a protestar y pedir sus reivindicaciones de manera cívica", advirtió.

El rector también reiteró que sigue a la espera de una reunión con el presidente de la República, Danilo Medina, para explicarle la situación de la universidad y expresarle personalmente una serie de reivindicaciones, como un reajuste salarial de un 40 %, o la asignación del 5 % del Producto Interno Bruto (PIB) en el Presupuesto General del Estado para la universidad.