Para los californianos que votaron masivamente por la candidata demócrata Hillary Clinton, la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca simboliza la brecha cultural que los separa del resto del país.

Como una señal de su decepción,  se ha reactivado una campaña que aboga por la secesión de California de Estados Unidos.

Se trata de “Yes California”, una iniciativa creada por Shervin Pishevar, inversor de la compañía de transportes Uber y que defiende un “Brexit a la californiana” amparado en el carácter autosuficiente del estado, que es por sí mismo la sexta economía del mundo y en el que la candidata demócrata, Hillary Clinton fue votada por mayoría. “California es más potente que Francia y tiene más población que Polonia.

Punto por punto, California compite contra países enteros, no contra los otros 49 estados”, reza la página web de la campaña, que se identifica ahora por el hashtag: #Calexit. El 13 de marzo de 2019. Esta es la fecha que el grupo independentista Yes California ha propuesto para el referéndum.