El procurador general de corte y director de la Procuraduría Especializada contra el Tráfico Ilícito de Migrantes y Trata de Personas, Jonathan Baró, afirmó que la pobreza y la falta de educación son los factores que más inciden en la trata de personas.

Entrevistado en el programa "Perspectiva Judicial", producido por el Observatorio Judicial Dominicano (OJD-Funglode) y transmitido por Radio Funglode, Baró explicó que "en un país tan pobre como República Dominicana es lógico que tengamos muchas víctimas de trata de personas a nivel local e internacional".

"La falta de educación llena la cabeza de muchos dominicanos de ilusiones de que viajarán y luego estos son explotados en el exterior", apuntó.

En ese mismo orden, el representante del Ministerio Público resaltó que los datos de los últimos tres años reflejan que se han detectado más casos de trata de personas con víctimas dominicanas en el país que en el exterior.

También informó de que entre el año 2003 y el 2012 sólo se han obtenido cuatro sentencias condenatorias por este tipo penal, mientras que desde 2013 hasta la fecha se han producido 27 condenas por estos delitos, de las que 14 que se pronunciaron en el año 2015.

El entrevistado reveló que, de acuerdo con estimaciones a nivel internacional, "de 600 millones de personas que salen al extranjero como turistas, el 20 % van con la intención de sostener relaciones sexuales con adultos de ese país y en torno se cree que alrededor del tres por ciento son personas pedófilas".

Ante lo alarmante de estas estimaciones, en el país se han colocado alertas para aquellas personas que han sido condenadas, ya sea por agresión sexual o por violencia intrafamiliar contra las mujeres.

"Esas alertas en las aerolíneas nos ayudan a identificar que viene una persona con un perfil determinado, y que fue condenado por pornografía o violación sexual. En algunos casos, lo que hacemos es devolver a esas personas negándoles la entrada al territorio dominicano", añadió el titular de la procuraduría especializada.