El próximo gobierno será el de mayor legitimidad política de la historia, según dijo hoy el portavoz del Gobierno y director de Comunicación de la Presidencia, Roberto Rodríguez Marchena, al espacio Telematutino 11 de Telesistema.

"Este es un Gobierno que surge con un 62%. Ningún gobierno había tenido tanta legitimidad como el de Danilo Medina, porque las políticas públicas han tenido un impacto parejo en el territorio nacional y en todos los sectores productivos, sociales, culturales y religiosos", dijo Marchena, según informó la presidencia.

A su vez, manifestó que es hora de que toda la sociedad asuma el compromiso de institucionalizar el país, con leyes como la de partidos políticos y la ley electoral, para que desaparezca una vez y por todas en el país la privatización de la política, que convierte el ejercicio de la política y las aspiraciones electorales en empresas personales y privadas y no en aspiraciones colectivas de servicio al pueblo.

"Quiero destacar, en primer lugar, la privatización de la política y sus efectos devastadores en los partidos políticos y en los electores y, en segundo lugar, la irresponsabilidad de muchos candidatos que teniendo encuestas y sabiendo de antemano los resultados que ellos obtendrían, para movilizar a sus electores ofrecen cifras falsas, les dicen que van a ganar cuando saben que no será así", agregó.

A la pregunta de si con todos estos escarceos no se corre un riesgo de ingobernabilidad respondió que "esas son fanfarronadas, todo lo que ustedes están viendo, para tranquilidad del pueblo dominicano, son fanfarronadas", porque esas acciones del partido opositor carecen, no tienen fuerzas sociales que las respalden.

Los empresarios, los industriales, los banqueros del país, los productores agropecuarios, la clase media, los gremios profesionales, los trabajadores, lo que quieren es trabajar en paz y vivir en mayor bienestar, opinó.

Sobre las opiniones de que hubo un gran fraude, Rodríguez Marchena fue categórico al indicar que estas aseveraciones revelan "un déficit de cultura democrática" de la oposición.

"Porque si extendemos una mirada serena, abarcadora, tenemos que convenir que los resultados fueron los esperados; ocurrió lo que los dominicanas y dominicanas esperaban, una participación en el orden del 70%, que era lo que se esperaba, pacífica, ordenada, aún bajo la lluvia, entusiasta y alegre. Eso es número uno, número dos, fue un proceso en el que no hubo quejas sobre dislocamientos, nadie se quejó de que lo mandaron a votar a un lugar lejano y desconocido", dijo.

Explicó que el actual proceso no tuvo quejas sobre el padrón de electores, de modo que, expuso, tuvo razón la Corporación Latinobarómetro al destacar que dicho padrón era prácticamente inmejorable.

Además consideró que la gente votó con suma agilidad y que fueron las elecciones más observadas en la historia política de la República Dominicana.

"Todo el que quiso ver y mirar pudo hacerlo y la Junta Central Electoral garantizó todo eso; igualmente la plataforma digital de la JCE para consulta funcionó, lo que vaticinaron las encuestas creíbles, reconocidas, también se cumplió", agregó.

"De modo que, en sentido general, podemos decir que las votaciones y sus resultados fueron los esperados. No hubo sorpresas, algunos esperaban que Danilo Medina sacara 66%, 65% y sacó 62%, otros pensaron que el PRM y sus aliados no obtendrían el 35", concluyó.