La Oficina Nacional de Meteorología (Onamet) prevé que se mantengan bajas la probabilidades de precipitaciones en todo el territorio nacional, a causa de la incidencia de una circulación anticiclónica en los niveles medios de la atmósfera.

Sin embargo, según el último boletín de la institución, este sistema meteorológico genera un viento de componente este/noreste que, unido a los efectos locales, podría provocar el arrastre de núcleos nubosos que generarían lluvias débiles de corto tiempo al final de la tarde en las provincias de Samaná, María Trinidad Sánchez, Hato Mayor, El Seibo, La Romana y La Altagracia.

Para mañana miércoles, seguirán siendo escasas las precipitaciones en gran parte de la geografía nacional, y las temperaturas continuarán agradables en la noche y madrugada debido a la época del año y el viento del noreste.