El multimillonario Trump ha ganado la batalla ante la demócrata, al menos en el ciberespacio, donde los usuarios están más interesados en seguir cada paso del republicano.