El candidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump, dio la vuelta a las encuestas en Florida, estado en el que necesita vencer para ganar las elecciones del próximo 8 de noviembre, y ahora lidera la intención de voto en este estado por cuatro puntos, según una encuesta publicada este lunes.

La muestra, elaborada por el grupo de investigaciones Remington, le da al magnate neoyorquino el 48 por ciento en intención de voto, cuatro más que a su rival demócrata, Hillary Clinton.

Este sondeo, realizado el 30 de octubre a 989 electores y tiene un margen de error del 3.1 por ciento, coincide con el publicado este domingo por el New York Times, que también daba al republicano cuatro puntos de ventaja sobre la ex secretaria de Estado (46-42 por ciento).

De esta forma, la media de encuestas que elabora la web Real Clear Politics sitúa por delante a Trump por 0.5 puntos, cuando el pasado día 21 daba a Clinton una ventaja de cuatro puntos, la máxima distancia que ha tenido la ex primera dama en los últimos cuatro meses.
 

Trump no estaba por delante en esta media desde el pasado 25 de septiembre cuando disfrutó de unos exiguos 0.2 puntos, distancia que nunca ha superado los 1.2 puntos desde el pasado 21 de junio.

Los porcentajes clave

Según la encuesta de Remington, la distancia de Trump sobre Clinton sería mayor en Orlando (53-35 por ciento) y Tampa (50-41 por ciento), mientras que, en el sur del estado, la demócrata se impondría en Miami (68-29 por ciento) y West Palm Beach (50-43 por ciento).

Entre los que están registrados como votantes independientes, el 49 por ciento se mostró favorable a Trump y el 36 por ciento a Clinton, que este fin de semana realizó varios actos de campaña en el estado para asegurarse una victoria que podría ser definitiva en las presidenciales del próximo 8 de noviembre.
 

Clinton, en cambio, tiene mayor apoyo entre las mujeres (49-44 por ciento) y los hispanos (53-42 por ciento) y los afroamericanos (70-22 por ciento), pero perdería entre los hombres (52-38 por ciento) y los votantes blancos (56-36 por ciento).

La candidata demócrata regresa este martes a Florida, donde, a una semana para las elecciones, tendrá tres actos de campaña. El día siguiente contará con el apoyo del vicepresidente de EE.UU., Joe Biden, y el miércoles el propio presidente, Barack Obama, viajará a dos ciudades para apoyar a Clinton.

Por su parte, Trump tiene previsto un mitin en Miami el miércoles, donde intentará recabar un mayor apoyo del numeroso electorado latino de la ciudad y que podría definir el triunfo en Florida y, a la postre, en el país.
 

Trump necesita ganar en Florida, que entrega 29 votos electorales al vencedor, para tener opciones de triunfo en las presidenciales, pues las encuestas, según Real Clear Politics, le darían al día de hoy 164 votos de los 270 necesarios para llegar a la Casa Blanca, mientras Clinton contaría ya con 263.