Para mover y conmover a un pueblo es necesario comunicar.

Cuando Dios le encomendó a Moisés la tarea de liberar a Israel de Egipto éste respondió: soy tardo en el habla y torpe de lengua. Dios dijo: tu hermano Aaron hablará  por ti al pueblo. La sociedad necesita escuchar al presidente Medina, pero está mudo.

El silencio del poder aleja. Peralta dice que le preguntemos a él, porque el presidente está para trabajar. La prensa no solo quiere escuchar al  Aaron del Presidente.

La prensa quiere oir al que prometió llevarnos a la tierra que mana leche y miel.

 Conversemos por: @HomeroFigueroaG