El sistema de partidos políticos se encuentra en los estertores de la muerte.

Sorprende que prefieran discutir sobre el lugar que ocuparán en el próximo cementerio electoral y no sobre las imprescindibles reformas institucionales para darle nueva vida al sistema.

¿Qué importancia tiene para el país que el PRD o PRSC sean el tercero o el cuarto partido en la boleta?

Lo cierto es que estas organizaciones salvaron su participación en el presupuesto público, pero no así en la estima del electorado. Blancos y rojos necesitaron bastón. Los muertos enterrados delante o detrás en el cementerio están igual de muertos.

Conversemos por: @HomeroFigueroaG.

Recomendamos:

Metrónomo: "El fallo falló" y "Parte".

"LaVerdadVerdad: "El eterno retorno".