Dan alas
Jean Fauret y Bruno Odos, dos pilotos franceses condenados por narcotráfico, escaparon hacia Francia.

No es la primera vez que pasa. La facilidad con la que acusados o condenados burlan la justicia dominicana es legendaria.

El voz a voz entre los criminales internacionales multiplica el mensaje de que aquí se resuelve. Nuestras cárceles están llenas de ladrones de pollos a la espera de un proceso definitivo. Estos dos franceses estaban condenados a veinte años por un alijo de seiscientos ochenta kilos de cocaína.

La justicia nuestra, tan especial, los había liberado hasta que se conociera la apelación. ¿Quién tuvo esa tonta idea? Esos señores representaban peligro de fuga, porque no tenían arraigo.

Yo creo que los dólares del narcotráfico dan alas.

La sacó de foul
No se puede desvestir un santo para vestir a otro.

Eso siempre es mala política. Lo que propone el PRD no es una buena idea. Eso de violar una ley para conseguir el dinero para aumentar el salario a los policías es un desatino.

El camino del infierno está empedrado de buenas intenciones. Los recursos para recapitalizar el Banco Central son sagrados.

El Gobierno no necesita violar una ley para conseguir más recursos. Lo único que necesita es reducir asugnaciones en exceso a instituciones que no harán nada con esos fondos. El PRD está fuera de forma.

La sacó de foul.