¿Ángeles o demonios?

Todavía no empapa bien la tierra dominicana el liqueo panameño, pero el de Brasil sigue dando agua de beber. La delación premiada a la que se han acogido algunos de los presos importantes de Lava Jato para conseguir moderación de penas retrata a todo color los procedimientos mafiosos para conseguir asignación de obras.

El turno le tocó ahora al presidente de la constructora Andrade Gutierrez. El señor Azevedo cantó como gallo al amanecer y lo que dijo mantendrá muy despierta a la justicia brasileña y también a aquellos que todavía no alcanza el brazo de la ley.

El soborno para financiar campañas es la llave que abre las puertas de los grandes contratos de obras públicas. Esa empresa trabaja aquí. La pregunta sigue en el aire: ¿Allá son demonios y aquí ángeles?

Publicidad engañosa

Proconsumidor sancionará la publicidad engañosa. La noticia era esperada con ansias por los miles de consumidores víctimas de ofertas falsas.

El recurso de la mentira para atraer clientes es tan viejo como el comercio mismo, pero la profusión de medios producida por las nuevas tecnologías multiplica la capacidad de daño de la mentira.

La regulación es necesaria para poner en orden la relación de confianza entre vendedores y compradores. Pero hay mentiras en otras áreas. Pregunto: ¿Se castigará también la publicidad política engañosa?