Cárceles

El estado de nuestras cárceles es lamentable. El grito de Doña Zoila por la de San Luis debe darse por todas las otras también.

La condición humana no se pierde con la condena. Un país civilizado debe contar con un sistema penitenciario respetuoso de la dignidad humana.

Las cárceles nuestras son almacenes de seres humanos. Lo increíble es que contamos con un plan de reforma penitenciaria magnífico.

Las cárceles que pertenecen al nuevo modelo presentan una realidad totalmente distinta. No entendemos la razón de la interrupción de este programa tan importante.

El presupuesto nuevo debería contemplar establecer una partida para continuarlo. Ese negocio indigno de las cárceles hay que acabarlo.

Dicen muchos

La radical defensa a la Constitución de José Ramón Peralta sorprende a más de uno. El argumento utilizado por el funcionario para justificar la conveniente pasividad del presidente Medina en el rescate del diálogo encontró fuertes críticas de muchos sectores.

La memoria no es una de las cualidades del dominicano, pero muchos recuerdan el activismo de la mayoría de los funcionarios para lograr la reforma constitucional para permitir la reelección.

La interpretación exagerada de la separación de poderes que hace Peralta se entiende como una jugada política par aprovechar la mayoría senatorial.

Danilo quería su Congreso y ahora parece que también desea su Junta Central Electoral, dicen muchos.