El juego forma parte del crecimiento integral de los seres humanos. Es un instrumento que sirve para estimular el aprendizaje y el desarrollo de las habilidades psicomotrices, además favorece el fortalecimiento de los factores biopsicosociales del individuo. Desde hace unos años los niños han sustituido la ilusión y el deseo de poseer una bicicleta por alguna consola de videojuegos o algún equipo tecnológico donde se puedan descargar aplicaciones de juegos que varían entre educativos, aventuras, violencia y realidad virtual.

Es importante reconocer que el acceso prudente y moderado a los videojuegos con contenido educativo y de aventuras puede ofrecer ciertas ventajas como son:

-Desarrollo de habilidades tecnológicas

-Estimulación del pensamiento abstracto

-Potencialización de la capacidad de concentración y razonamiento

-Aumento de las habilidades matemáticas

-Motivación para la competitividad

Como en toda actividad competitiva, cuando no se tiene control sobre su uso, los videojuegos se pueden convertir en una amenaza para el desarrollo del individuo presentando estas desventajas:

-Puede convertirse en una adicción

-Alteración en el patrón del sueño

-Alteración en el patrón alimentario

-Trastornos de ansiedad

-Disminución del autoestima

-Conductas violentas

-Bajo rendimiento escolar

-Disminución del interés a otros juegos y deportes

-Obesidad

Podemos apreciar cómo la tecnología avanza de manera significativa; este gran logro a su vez nos invita a hacer un llamado a reflexión sobre el impacto que pudiera generar en las personas formar parte del último avance dentro del campo de las nuevas tecnologías, la llamada “Realidad Virtual”, refiriéndose a una simulación computarizada de una realidad envolvente, basada en el empleo de ordenadores y otros dispositivos, cuyo fin es producir una apariencia de realidad que permita al usuario tener la sensación de estar presente en ella.

Para ejemplo basta y sobra el desmedido entusiasmo que ha generado Pokémon Go, que es una aplicación de aventura en realidad aumentada desarrollada para equipos tecnológicos con tecnología iOS y Android.

Este juego tiene como objetivo principal que el usuario busque, capture y luche con Pokémones escondidos en el mundo real. Llama la atención cómo en tan poco tiempo de su disponibilidad para el público, ya muchos usuarios han sido víctimas de lo que consideraría una conducta adictiva a los videojuegos. Algunos en la búsqueda de los Pokémon han inmergido a la realidad virtual de una manera tan profunda que han puesto en riesgo su integridad física.

Para nuestro país el impacto de esta oleada adictiva será inevitable, por lo que debemos tomar en cuenta las siguientes recomendaciones:

-No inviertas tu tiempo productivo en el juego y trata de que tus hijos tampoco lo hagan.

-Los videojuegos, al igual que la realidad aumentada, deben utilizarse con medida y supervisión.

-Si tienes preocupación u obsesión por los videojuegos, tristeza, aumento en el tiempo invertido para jugar, pérdida del interés en otras áreas de tu vida, entonces podrías estar frente a una adicción a los videojuegos.

Acude a un especialista de la salud mental.

Teléfono: 809-401-7594Facebook: @drabiaris Twitter: @drabiaris Instagram: @drabiaris